h1

La asistencia prehospitalaria a los pacientes críticos ha sido, durante años, una de las carencias del sistema sanitario de atención a las urgencias/emergencias en nuestra comunidad. Con la puesta en marcha de las ambulancias medicalizadas (ambulancias asistenciales de Soporte Vital Avanzado-AA-SVA) en las principales ciudades de la comunidad gallega en el año 1997 se ha conseguido dar cobertura a esta necesidad. La atención  por parte de personal experto y con medios materiales adecuados asegura una mejora en la supervivencia de este tipo de pacientes. Como posibilidad añadida, pero importante, la actividad de estas Unidades puede suponer un aumento en el número de posibles donantes a corazón parado al realizar medidas de resucitación cardiopulmonar avanzada (RCP-A) ”in situ” que disminuye el tiempo de asistolia  y, por tanto, la isquemia a la que están sometidos los órganos susceptibles de ser posteriormente trasplantados.

En nuestro país, solo unos pocos hospitales mantienen activo un programa de donación en asistolia, debido a las dificultades de tipo técnico y organizativo que estos conllevan. El Complejo hospitalario Universitario de A Coruña (CHUAC) realiza extracciones de donantes en asistolia desde el año 1990, habiendo obtenido hasta 2006 un total de 73 donantes, con un alto índice de aprovechamiento, tanto por el porcentaje de órganos que resultaron válidos para trasplante como por los resultados de los mismos, con una supervivencia de los injertos tras un seguimiento superior a 6 años, superponible a los realizados con donantes en muerte cerebral.

En el año 2000 comienza a funcionar un Programa de donación en asistolia, fruto de la colaboración entre el 061 y la Oficina de Coordinación de Trasplantes  (OCT) del CHUAC con el objetivo de incrementar el nº de órganos válidos para trasplante de donantes en asistolia generados a partir de los pacientes con parada cardiorrespiratoria extrahospitalaria y que sean atendidos por el 061 de Galicia a través de las AA-SVA del área de A Coruña.